Tuesday, January 15, 2008

AAM @ Montréal

Ciertamente me levanté a las 5 AM para alistarme y coger para Penn Station. Mi tren salía a las 8:15am y, como no tenía el ticket, tenía que estar allá por lo menos una hora antes. Llegué, lo compré, esperé (bastaaaante) y abordé el tren No. 69, ruta Adirondack de AMTRAK.

El tren no estaba lleno, así que casi todos los pasajeros teníamos dos asientos para cada uno. El viaje era de 10 laaaargas horas. Me leí la mitad de un libro, una Cosmopolitan gringa completa, la Palabra del Día, y hasta me dio tiempo para dormir y pensar, reflexionar, imaginar y obsesionar.

Llegué a la estación en Montréal como a las 7 y algo, y me sentí tan perdida que en vez de coger el metro para el hostal, cogí un taxi. Llegué al hostal, llamado HI Montréal y me registré. Es de lo más bonistico. El staff es super-super chulo, las instalaciones son bonitas y la comida de la cafetería bastante buena.

Anoche cuando llegué sólo tenía una roommate, una doña llamada Marilyn. Cené un pedazo de lasaña y me bebí dos cervezas de la marca canadiense Sleeman y estaba de lo más aceptable... no es Presidente, claro está, pero se dejaba beber.

Hoy me desperté relativamente temprano, me desayuné muuuy bien (un Montrealais algo, que tenía huevos, papas, bacon [Arlene, pensé en ti], fruta, un croissant, un poquito de mermelada y una taza de café) y fui a Info-Touriste, una oficina que informa a los visitantes de lo que tiene Montréal para ofrecer, y ahí me "ubicaron" y pude preparar mejor mi itinerario. La persona que me atendió fue un peruano muy simpático llamado Ricardo, quien contestó todas mis preguntas y hasta más de ahí.

Cónchale... el que no sabe es como el que no ve: Yo estaba perdida cuando llegué la noche anterior, pero es que yo creía que la estación central era para trenes y para el metro (estilo Penn Station), pero es sólo para trenes. Na... ahí mismo pude cambiar dinero -señores, el CAD$ está más fuerte que el US$- y me atendió una señora super simpática llamada Ana. Duramos mucho tiempo hablando, pues ella ha visitado la RD y se la encuentra bellísima. Me dijo del fabuloso centro comercial subterráneo y lo incluí en mi ruta.

Luego cogí un city tour de la línea Grayline, el cual nos llevó a los lugares más representativos de Montréal por espacio de dos horas. El conductor/guía era un viejito muy simpático llamado Richard, con aires de stand-up comedian. Muy chulo.

El mundo, mes amis, es taaaaaaaan chiquito, que en la guagua habíamos como 10 personas solamente y entre ellos había una pareja de dominicanos. Qué cool, verdad?

Cuando se acabó el tour (que salía de y llegaba a la oficina de Info-Touriste), cogí para el subtermall (me acabo de inventar esa palabra). Compré un par de cositas y cené algo, para luego volver rapidito al hostal pues hoy tenemos actividad "hostal-comunitaria": un bar tour. Cuando llegué a la habitación para alistarme, me encontré con que teníamos otra roomie, una australiana de lo más simpática llamada Kate. Ella va pa'l tour, así que por lo menos ya conozco a alguien.

Luego les cuento como me fue!

Paz!


A.


Actualización, 16 de Enero 2008:

La actividad de anoche estuvo bien, pero me la imaginaba diferente. Creí que iríamos en una guagua a visitar 7 u 8 bares, pero eran sólo 3 bares, a pie/en metro. Yo estaba molida del sueño así que no fui al tercero, sino que me regresé al hostal con una canadiense llamada Beth, muy simpática también.

Montréal es una ciudad bellísima y pienso volver cuando la temperatura esté más... ehem... decente... jejeje

3 comments:

mancorp said...

Oh Oh !!! que buena vida ...
Disfrute y goze .... nos cuentas !!!

Maria Estilia said...

diache tu no te acuerdas de mi para nada... pero na!

enjoy mami! te lo merecez!

Ånnyris® said...

No digas eso, hija bella!!! =/

You know I luv u!!!